Sostener el Vacío, el arte del No Hacer

 

 

Como sostener el Vacío, como darle tiempo al tiempo en este Mundo de prisas y de haceres

 

 

No, no es fácil saber en qué momento detenerse a escuchar lo que la Vida tiene que decirte, sin Temor a que algo se vaya sin Esperarte. La buena espera requiere de la Maestría de un Guerrero experimentado y de la Templanza de un Alma Comprometida

Comprometida con qué, con su propia Naturaleza, esa que a veces dejamos de Contemplar y por eso parece que no Cuenta, pero Suma cuando la atiendes, y Resta cuando no la Escuchas

Recuerdo los inicios de la Cuarentena, la nueva palabra que se pondría de Moda en cuestión de horas y que pasaría a describir un estar Interno que muchos no habíamos Experimentado hasta ahora, al menos de forma Consciente, Global y Drástica. Por una vez estamos todos (casi todos) en el mismo barco . . .

En aquellos días que resuenan ya Lejanos, sentía la necesidad de Acción, de Compartir, de Ofrecer, aquello que siempre he sentido que tenía para entregar al Mundo, con la esperanza de que Él lo quisiera recibir y de que Yo me nutriría con eso, tan solo por estar Conectada, Sumando, aportando mi parte, siendo granito de arena, eslabón . . . .  gota en el Mar . . .

Y los días pasan y las Ganas cambian, y también las Necesidades; las Emociones se suben a la noria cada día para experimentarse y no dejan Espacio al aburrimiento, Escucho tan atenta como soy capaz todo aquello que se desvela en mis Silencios, en mi Quietud, en mi No Hacer.

Y así aprendí una nueva Forma, sin Normalidad, un nuevo Fluir lleno de cuestiones sin la respuesta adecuada, con la sensación de estar haciendo lo Correcto y al cabo de poco, de no estar haciendo lo Necesario, y en esa Lucha interna me voy conociendo más

Conocerme más no implica necesariamente que me sienta más tranquila todo el Tiempo, solo quiere decir que ahora me doy Espacio para ser yo donde antes ocupaba con Deberes inexcusables, como cuando el cole, para ser Aprobada, Reconocida, Adecuada . . . .

Cuantas memorias de niñez se han paseado por mi Cuerpo en estos días, a cada rato una Diferente, a cada escucha una llamada, en cada meditación un encuentro con mi Verdad, el Mensaje llega claro … y ahora qué?

Que hago con todo esto? me pregunto a veces, como si tuviera la Obligación de hacer algo con las cosas, como si todo tuviese que tener Sentido y Utilidad para ser Valioso. Sentido tiene aunque no lo vea, Utilidad infinita aunque no lo controle “yo” . . . Valor incalculable y por eso lo dejo como está

Leo a muchas hermanas, sobre todo Nosotras aunque también Ellos, que han llegado a un punto de agotamiento, de Desgaste, donde la vida les pide parar, y son Valientes y lo dicen y además, lo hacen!

Me pregunto si puedo yo también sostener este Vacío relativo de mil cosas por día, de ritmos cronometrados, de compases marcados para no saltarme la coreografía que no sé cuándo ni para que aprendí algún día. Como parar mientras los otros Siguen, o Comienzan.. Como confiar en que mi Ritmo es este y no otros….

Afortunadamente ha llegado el momento de Escucharme más atentamente, será por haber transitado esa Luna Nueva llena de profundos Misterios . . .  será porque son demasiados días sin entregarme completamente a lo que vendrá… por no haber aceptado la Rendición total todavía…. Si, quizás sea eso, o cualquier otra cosa, y sea como sea, aquí me encuentro ahora con ganas de parar

De pararme para poder continuar con otra cosa, vivir las formas diferentes, descubrir otras Realidades para crear y Transitar y sorprenderme de quienes me encuentre caminando por esos Universos nuevos, recién Estrenados, sin reglas arcaicas, sin rigideces ni estructuras inorgánicas, será cierto que existe un Mundo así? Será cierto que su atmósfera es habitable? Que es posible la Vida en este nuevo Planeta, paralelo a este pero sin lo de este…?

Espero que si porque ya emprendí el Viaje, billete solo de ida, como la Vida misma, sin cambios, ni devoluciones, ni ensayos generales

Te agradezco que hayas leído mi Compartir, que nos hayamos ido Encontrando en el camino, que hayamos recorrido Juntos pedacitos del sendero hacia adelante, me agradezco haberme Descubierto contigo

 

Buen Combate y Buen Camino

 

Círculos de Mujeres, las Tejedoras de Tribus

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Somos Mujeres por Vocación

Las que atravesamos nuestras Historias juntas, en un Círculo de Mujeres

Las que trabajamos Unidas, para la Tribu a la que pertenecemos

Cuando elaboramos en Solitario, conectadas con la Sabiduría de nuestra Alma

Trabajamos para para entregarnos al mundo, alentadas por el Gran Espíritu y la Gran Madre Cósmica

Trabajamos al servicio de la Vida, para que aquellas que vinieron antes puedan hoy recoger su cosecha, para que las que vengan detrás encuentren la Tierra fértil donde sembrar la Nueva Humanidad

AlquimiaChamánica.es